Vida Sana 34

Es perjudicial el exceso de fósforo

Los especialistas lo comparan con el colesterol, por los efectos que produce. Así como el fósforo en abundancia es malo, también es dañino el bajo nivel de este mineral que se encuentra en gran variedad de alimentos.

Los especialistas lo comparan con el colesterol, por los efectos que produce. Así como el fósforo en abundancia es malo, también es dañino el bajo nivel de este mineral que se encuentra en gran variedad de alimentos.

De la Redacción de TV Sana

Especialistas de diferentes sociedades médicas de España han comenzado a advertir sobre los riesgos en el exceso de consumo de fósforo. Las dietas altas en este macromineral elevan la presión arterial, dañan las arterias, provocan arterioesclerosis, aceleran el envejecimiento y se las vincula con una mayor mortalidad cardiovascular.

El fósforo, presente en todas las células y fluidos del organismo, interviene en la formación y el mantenimiento de los huesos, el desarrollo de los dientes, la secreción normal de la leche materna, la división de las células, la formación de los tejidos musculares y el metabolismo celular, entre otras importantes funciones. En principio, si se ingiere fósforo en abundancia, los riñones se encargan de eliminarlo, hasta cierto punto. Porque los cambios en los hábitos alimenticios han propiciado que se consuman grandes cantidades de fósforo, muchas veces de modo inconsciente, que superan la capacidad de absorción de los riñones.

Las principales fuentes naturales de fósforo son: la carne, los lácteos, el pescado, las semillas y algunos frutos secos. Y también las bebidas con gas y los alimentos envasados en forma de aditivos y conservantes, los cuales llevan este mineral de manera “oculta”, como señalan los expertos. Por ejemplo: unos cien gramos de carne de vaca contienen 130 miligramos de fósforo; cien gramos de yogur, 179 miligramos de fósforo y 270 miligramos del mineral mencionado en cien gramos de sardina.

Y así como es malo el exceso de fósforo, también resulta perjudicial la disminución de los niveles de fosfato en la sangre, condición conocida como hipofosfatemia, que en muy poco frecuentes situaciones se da por ingesta inadecuada de fósforo, salvo en aquellos que están muy desnutridos o son alcohólicos, ya que el fósforo está presente en una enorme cantidad de alimentos de consumo diario. Entre las personas más susceptibles a padecer hipofosfatemia se encuentran los pacientes diabéticos, anoréxicos, alcohólicos, con diarreas crónicas, con deficiencia de vitamina D y con alteraciones de las glándulas paratiroides o tiroides.

Este problema en el exceso de fósforo ya es comparado con el colesterol, ya que causa problemas y trastornos similares.

                   

Regístrate y Obtén Beneficios

Regístrate

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

“Reduzca el consumo de sal”

Dr. Diego Montes de Oca
MN: 84881

Quiero recibir notificaciones de...